** LOS MORISCOS **

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

** LOS MORISCOS **

Mensaje  Hakim el Vie 31 Jul 2009, 21:43





Resulta difícil en el breve marco de un artículo exponer el problema y el significado que plantea la cuestión de los moriscos . Por eso limitaré a analizar aquí algunos puntos de vista en general , que hasta ahora no se han tenido debidamente en cuenta o han sido estimados en otro sentido , y que , a mi juicio , son necesarios para enmarcar en su adecuado contexto y definir claramente el significado del hecho morisco .



Como es sabido , a medida que avanza la reconquista por parte de los reinos cristianos , se mantiene en estas nuevas zonas incorporadas una población musulmana , de desigual densidad según las regiones , que en territorio cristiano , a cambio de un tributo especial , sigue practicando libremente su religión , sus hábitos culturales y sus costumbres . Se trata del grupo social que se conoce en la España cristiana con el nombre de mudéjar , voz derivada del árabe mudajjan , es decir << tributarius >> , según la definición del Vocabulista in arábico . El término se emplea también para caracterizar las manifestaciones propias de su cultura ; y se habla así de arte mudéjar , de literatura mudéjar , etc. .



Vivir como “ mudéjares “ , dentro de la tradición establecida en los siglos XII , XIII y XIV , no era una situación intolerable , ni mucho menos , para los musulmanes , que aceptaron de buen grado esta clase de convivencia , de “ mudejarismo “ clásico . Pero esta situación de sano equilibrio se quebró al poco de la conquista de Granada , en 1492 , a pesar de que las dos personalidades más destacadas , a las que se les encargó en principio el gobierno del reino y de la ciudad , don Iñigo López de Mendoza , conde de Tendilla , primer alcaide y capitán general de Granada , y Fray Hernando de Talavera , su arzobispo , estaban dispuestos a mantener la situación de tolerancia , que hasta entonces se había practicado con el resto de los mudéjares de las otras regiones españolas .



Pero , al lado de los que así opinaban , pretendieron otros convertir a los moros de una forma obligatoria , rápida y sistemática , atendiendo , sin duda , a móviles políticos más que razones religiosas . Entre estos últimos se destacó , como máximo representante , fray Francisco Jiménez de Cisneros . A pesar de que se habían firmado , por parte de los Reyes Católicos , unas Capitulaciones para la entrega de Granada , el 25 de noviembre de 1491 , que garantizaban para dicho reino una minoría “ mudéjar “ estable , semejante a la de otras comunidades de Castilla y Aragón , Cisneros , al ocupar la sede primada de Toledo , en 1498 , propugna el abandono de la política precedente , y a partir de 1499 desencadena una acción enérgica para obtener las conversiones . pero los métodos empleados por Cisneros para imponer a los mudéjares granadinos el cristianismo , a despecho de los derechos garantizados por la Capitulación , provocaron una primera sublevación de los mudéjares del barrio granadino del Albaicín , que se extendió a las Alpujarras , y que hubo de ser reprimida por la fuerza de las armas en 1501 . Estos sucesos fueron utilizados políticamente por el Cardenal Cisneros para promulgar una pragmática , en ese mismo año , ordenando la conversión de los moriscos granadinos . De esta forma , se elimina para siempre una situación a la que alude Diego Hurtado de Mendoza , hijo del alcaide , el conde de Tendilla , con estas significativas palabras : “ Gobernábase la ciudad y reino como entre pobladores y compañeros , con una forma de justicia arbitraria , unidos los pensamientos , las resoluciones encaminadas en común al bien público “ .



También el famoso morisco granadino Francisco Nuñez Muley , que fue paje de fray Hernando de Talavera , escribe , poco antes de la sublevación , una defensa de la población musulmana de Granada , en donde se afirma explícitamente : “ La conversión de los naturales de este reyno fue por fuerza y contra lo capitulado por los Reyes Católicos “ . Y más adelante , otro notable morisco granadino , Yuçé Benegas se lamentaba así ante el Mancebo de Arévalo :



“ I tengo par mí que nadi lloró con tanta desventura como los hijos de Granada . No dubdes mi dicho por ser yo uno d-ellos y ser testigo de vista , que vi por mis ojos descarnecidas todas las nobles damas , ansí viwdas como casadas , i vi vender en pública almoneda más de treçientas donçellas ... Yo no lloro lo pasado , pues a ello no ay retornada , pero lloro lo que tú verás , si as vida i atiendes en esta tierra i en esta isla de España ... Y todo será crudeza y-amargura para quien abra sentido . I lo que más duele , ¿ Qué serán los muslimes a par de los cristianos , que no reusarán sus trajes ni escivarán sus manjares ? ... Si el rey de la conquista no guarda fidelidad , ¿ qué aguardaremos de sus suzesores ? “ .



La situación de Granada muy pronto se extiende a todo el reino de Castilla : el 17 de febrero de 1502 , una nuevo pragmática da a elegir a los mudéjares entre la conversión , el exilio o la muerte . Ahora bien , a juzgar por las dificultades que se ofrecían para la emigración ( sólo se podía embarcar en los puertos de la bahía de Vizcaya , y debían abandonar la mayor parte de sus bienes ) es evidente que lo que perseguían las autoridades castellanas era la conversión forzosa .

Hakim
Admin
Admin

Masculino
Cantidad de envíos : 297
Edad : 38
Localización : BarceLona
Puntos : 785
Fecha de inscripción : 24/02/2008

http://estilodevida.mejorforo.net

Volver arriba Ir abajo

Re: ** LOS MORISCOS **

Mensaje  Hakim el Vie 31 Jul 2009, 21:44

En el reino de Aragón , durante algún tiempo , siguieron manteniéndose las condiciones de los mudéjares . Pero , en 1521 - 1522 , con motivo de los desórdenes de las Germanías , que tuvieron lugar en Valencia , el populacho se volvió contra los vasallos mudéjares , que habían permanecido fieles a sus señores cristianos , y se les obligó a bautizarse . Después de que una junta de teólogos confirmase la validez del bautizo obligatorio , un edicto del año 1526 impone la conversión general de todos los mudéjares de Aragón y Valencia .



Hoy en día , en la terminología moderna , frente al término mudéjar , se emplea el termino morisco para designar a todos los musulmanes españoles que , bajo coacción más o menos severa , se vieron obligados a convertirse al cristianismo , entre los años 1499 y 1526 , y a sus descendientes , que permanecieron en España hasta su expulsión de 1609-14 .



Ahora bien , ¿ que significa , cómo vive , cómo se desenvuelve , en medio de la comunidad cristiana , esta minoría morisca ? .



Sin entrar en detalles , que se apartarían de mi propósito actual , creo que es legítimo hablar en términos genéricos de “ sociedad occidental “ y de “ sociedad oriental “ , contraponiendo claramente uno y otro tipo . No se trata , pues , de entidades misteriosas o indefinibles , sino que por el contrario , creo que es necesario circunscribir las estructuras destinadas de dos tipos de sociedad , que han producido o sostenido históricamente civilizaciones muy diversas .



Creo por tanto , que debe defenderse la legitimidad del procedimiento de delimitar las características de una “ sociedad occidental “ y de una “ sociedad oriental “ , para utilizarlas como instrumentos de investigación . Pero , ocurre con frecuencia que el arabista occidental transporta su propio modelo de sociedad , como una plantilla o patrón , sobre la que supone “ sociedad oriental “ , y todo lo que no se corresponde es considerado como anómalo o , en el mejor de los casos , simplemente como exótico . El resultado es , pues , en muchas ocasiones , una visión negativa . Del conjunto de las obras occidentales sobre el Oriente emerge así una visión cargada de tópicos negativos : barbarie , crueldad , despotismo , marrullería , hábito de engañar y mentir , servilismo , sensualidad exacerbada , etc. Incluso virtudes , consideradas como tales por la sociedad occidental , pueden convertirse en defectos cuando se las aplica al moro . Con razón J. Caro Baroja ha señalado :



“ Según los ideales de la sociedad cristiana , la laboriosidad , la frugalidad y la fecundidad de la familia son otros tantos bienes y virtudes . Ahora bien , estas mismas virtudes sirven de bandera contra los moriscos , y no sólo porque la laboriosidad , la frugalidad y la fecundidad les fortalecían , sino también porque en el “ grado “ en que ellos las tenían se consideraban como vicios : la laboriosidad estaba producida por la cicatería , la frugalidad era avaricia , la fecundidad resultado de la lujuria “ .

Hakim
Admin
Admin

Masculino
Cantidad de envíos : 297
Edad : 38
Localización : BarceLona
Puntos : 785
Fecha de inscripción : 24/02/2008

http://estilodevida.mejorforo.net

Volver arriba Ir abajo

Re: ** LOS MORISCOS **

Mensaje  Hakim el Vie 31 Jul 2009, 21:44

Desde los años previos a la expulsión de los moriscos , y como justificación de la misma , es frecuente la designación de esta minoría , a la que se atribuye indolencia , fruto de una frívola alegría bulliciosa , unida a la sensualidad . Como señala Soledad Carrasco Urgoiti , la pincelada más expresiva , en este sentido , la ofrece uno de los mayores detractores de los moriscos , Aznar Cardona , al comentar que los nuevos conversos eran “ muy amigos de bulerías , cuentos , berlandinas , y sobre todo amicisismo ( y así tenían comúnmente gaytas , sonajas , adufes ) de bailes , danzas , solazes , cantarcillos alvadas , paseos de huertas y fuentes , y de todos los entretenimientos bestiales , en que , con descompuesto bullicio y gritería , suelen ir los mozos villanos vizinglando por las calles “ . Y este desprecio hacia los moriscos llega hasta la erudición decimonónica , del que no se libra ni siquiera Menéndez Pelayo , quien exclama con énfasis :



“ Y peor cien veces que los mahometanos declarados , con ser su culto rémora de toda civilización , eran los falsos cristianos , los apóstatas y renegados , malos súbditos además y perversos españoles , enemigos domésticos , auxiliares natos de toda invasión extranjera , raza inasimilable , como lo probaba la triste experiencia de siglo y medio “ .



Claro está , que otros eruditos menores no irán a la zaga de tal menosprecio , y así M. Danvila Collado no sólo niega a los moriscos la más mínima cultura , sino también el ser brazos activos de la agricultura y del artesanado :



“ No pudiendo condecorar a los moriscos con ningún signo de cultura , se ha ponderado lo que representaban como los brazos de la agricultura y de las artes en las comarcas donde habitaban . Es preciso padecer una oftalmía para sostener tan vulgar despropósito . Si los moriscos hubieran estado animados de cualquier clase de tendencias emprendedoras , ¿ no se habrían tocado las óptimas consecuencias en las comarcas africanas donde fueron a albergarse ? “ .



Con mayor actitud y oratoria vulgar , se expresa de esta manera P. Boranat Barrachina :



“ Y al cabo ¿ que monumentos han dejado su decantada civilización ? Fuerza de la muelle Alhambra , con su arquitectura de bajo vuelo , muy inferior a la romana y a la cristiana ; con su decorado entretenido , minucioso , chinesco ; hecho no en el duro mármol o alabastro , sino en dócil y blanda pasta , donde brillan por su ausencia las demás artes ; fuera de esa Alhambra , útil solamente para sultanes y huríes que quisieron tener allí su paraíso , que es el ejemplar más perfecto y acabado que marca el apogeo del arte arabesco ... En el reino de Granada y en su adorada capital , ¿ qué dejaron ? Casa sin luces de malas tapias , hechas con cal y piedras recogidas sin labor ; calles estrechísimas y tortuosas , sin sol ni ventilación , escondrijo de todo crimen , nido de toda suciedad , foco de todos los contagios “ .



Lo curioso es que a pesar de la labor realizada por los arabistas españoles , desde el siglo XIX , todavía hoy día se sigue considerando a la minoría morisca de España como una grey de labradores y artesanos analfabetos , ignorantes , incluso , de sus propias peculiaridades islámicas . De tal forma , por ejemplo , un notable estudio estudioso del problema morisco . M. Halperin Donghi , piensa que después de varios siglos de convivencia de las dos comunidades se consigue transformar a la minoría en una plebe ignorante que no sabe ni ser mora ni cristiana . Al hacer tal afirmación , se olvida que , entre los moriscos , hubo , como en seguida trataré de mostrar , una minoría burguesa , culta e “ ilustrada “ , comparable , en muchos aspectos , a la de la España cristiana . Es evidente que si de su siglo de oro nos olvidamos de sus escritores y de su elite culta , nos encontraríamos también sólo ante una plebe analfabeta , que no sabría seguramente ni ser cristiana.

Hakim
Admin
Admin

Masculino
Cantidad de envíos : 297
Edad : 38
Localización : BarceLona
Puntos : 785
Fecha de inscripción : 24/02/2008

http://estilodevida.mejorforo.net

Volver arriba Ir abajo

Re: ** LOS MORISCOS **

Mensaje  Hakim el Vie 31 Jul 2009, 21:45

Esta visión negativa de los moriscos se ha configurado a partir de una óptica parcial . En otras ocasiones , he señalado que , con frecuencia , para abordar el tema morisco , se han utilizado con prioridad los testimonios de la Inquisición , que deforman , a su intento , la personalidad de los moriscos , creando así una caricatura de los mismos . Bien es verdad que los investigadores más objetivos tratan de deshacer la imagen del morisco creada por la Inquisición , pero , en este noble afán , crean , con frecuencia , una contra caricatura , que tampoco da razón fiel de la auténtica realidad . Por ello , para acercarse al problema morisco con acierto es imprescindible acudir a la documentación ordinaria , en la que el morisco aparezca formando parte indiferenciada del conjunto de la sociedad , y sin que reciba un tratamiento diferenciado como componente de un grupo étnico y , religiosamente distinto de la mayoría . Pero , muy especial , es imprescindible acudir a los abundantes textos aljamiados , que nos han legado los moriscos , y que nos revelan la auténtica atmósfera cultural y espiritual de la minoría musulmana , que pervive en España después de la reconquista .



Si analizamos , por tanto , con objetividad estos testimonios , el panorama cultural de la minoría morisca de España cambia totalmente de perspectiva . Porque , si es cierto que muchos moriscos fueron “ rudos e ignaros “ , entre ellos , lo mismo que entre sus contemporáneos de las otras dos castas , existió una élite burguesa y culta .



Muchos de los moriscos , artesanos y mercaderes , acumulan dinero y envían a sus hijos a la Universidad . Dentro de este contexto hemos de valorar las palabras de Pedro de Vesga dirigidas al rey , en las Cortes de Castilla de 1607 , por las que suplica se impida a los moriscos el acceso a las Facultades de Medicina y el ejercicio médico , puesto que “ estudian y practican muchos en las Universidades de Alcalá y Toledo y otras ... de suerte que en poco tiempo todos o los más de los médicos serán moriscos “ . Y de hecho , entre éstos , hubo notables físicos o médicos distinguidos en las cortes regias y señoriales de la España cristiana , que continuaron una tradición mudéjar , representada , entre otros , por el maestro Mohamet el Xartosí de Guadalajara , físico del almirante Diego Hurtado de Mendoza , que fue además “ poeta sutil “ , como reza un texto del famoso Cancionero de Baena . Así , incluso la corte de Felipe II fue visitada por el médico morisco Jerónimo Pachet , de Gandía , que cura a un niño de 8 años , desahuciado por los médicos cristianos . Ese niño sería más tarde Felipe III . ¡ Cruel ironía - dice L. García Ballester - la del conjunto de circunstancias que llevaron a que , precisamente , Felipe III sea quien firme el decreto de expulsión de los moriscos ! . Pero anteriormente todavía , la larga enfermedad del príncipe Carlos hizo que se llamara a la corte de Felipe II al morisco valenciano Pinderete y que se le aplicaran al augusto enfermo los remedios por él estipulados . Aunque a decir verdad Pinderete no tuvo la fortuna de su colega Pachet , no pudiendo remediar la enfermedad del príncipe , lo que le valió ser ridiculizado por el cristiano viejo Díaz Chacón .



Otros médicos moriscos conocidos fueron Román Ramírez , que ejerce su profesión en Castilla y luego en Aragón , y era nieto de Juan de Luna , “ el cual era gran médico “ , Miguel Jerónimo Tana , que practicaba su oficio por la comarca de Gandía , Jerónimo Jover , de quién sabemos que leía , escribía y hablaba árabe , y que vivió en Valencia entre los años 1560-1580 , Gaspar Capdal , morisco de Buñol , Francisco de Córdova , que ejerció la medicina por Segovia , Guadalajara , Madrid y Toledo , etc. Todos ellos tuvieron que ver con la Inquisición , pues se les acusaba de llevar a cabo sus curaciones mediante invocación o pacto con el demonio . Muchos de ellos , juzgados por la Inquisición , no consiguen superar las pruebas de tormento , y mueren en las cárceles ( Román Ramírez , en la de Cuenca ; Francisco de Córdova , en la de Toledo ; Jerónimo Pachet , en la de Valencia ) . A otros se les impone penas más o menos leves , como a Gaspar Capdal , condenado en 1605 a pena de destierro “ por tiempo de cinco años “ , pero “ privado de usar el oficio de médico por todos los días de su vida “ . Mejor suerte tuvo un afamado médico morisco de Aragón , el Dr. Calabera , que no llego a tener problemas con la Inquisición , y que debió gozar de gran prestigio , ya que Aznar Cardona , cuyos comentarios , como hemos visto , revelan viva aversión hacia los cristianos nuevos , se lamenta no obstante de que no quisiera quedarse entre los cristianos , después de la expulsión , “ por más que muchos se lo persuadimos “ . No consintiendo pues el médico morisco , acabó por establecerse en Marsella , donde vivió con su suegro Manuel Granada , que era natural de Épila , otro yerno de este último llamado don Alonso Amuley , y un nieto de Granada , cuyos padres habían sido quemados en un Auto de Fe en Zaragoza .



Otros testimonios ponen de relieve igualmente la existencia de una minoría culta entre los moriscos . Así , en el siglo XVI , pervive en Granada un grupo selecto e “ ilustrado “ , vinculado a la burocracia real y en torno a la cual se estructura la población morisca , de la que son esclarecidos representantes los moriscos Miguel de Luna y Alonso del Castillo , este último médico , escritor en árabe , y conocedor además del griego y del latín .



Almonacid de la Sierra ( Zaragoza ) , según el censo de 1600 , observamos que la agrupación morisca formaba una sociedad típica del momento español , y en ella encontramos todas las profesiones necesarias a la vida social , albeitar , baile , cirujano , galeno , justicia , maestro de niños , etc. . Por otra parte , en orden a las ideas religiosas , sabemos , por ejemplo que los Ovex , de familia morisca de Almonacid , debían de ser personas cultivadas y de raigambre y creencias musulmanas ; de uno de ellos , Luis Ovex , se dice “ que tuvo muchos días encerrado a un hijo suyo con un alfaquí para que le enseñase cosas de moros “ . Mercedes García Arenal encuentra , entre los moriscos de Cuenca , un escribano , un cirujano y “ un adobador de brazos y piernas quebradas “ . Fernández Nieva señala , en el censo de Llerena de 1594 , la existencia de un boticario , un médico , un escribano , un procurador y un regidor . El obispo González Dávila nos dice que entre los mudéjares abulenses no pocos eran médicos , escribanos y boticarios , es decir , los elementos de una burguesía intelectual . Serafín de Tapia descubre una situación semejante , pues entre los moriscos aflora una burguesía local , con representantes en gran parte de los sectores claves de la vida ciudadana : los había escribanos públicos , médicos , boticarios , maestros de niños , mayordomos de alhóndiga , alcaldes de la Mesta y de la Hermandad , mercaderes que daban trabajo a numerosos fabricantes de paño , terratenientes , diputados del Común , y hecho aparentemente insólito pues invierte los papeles supuestos tradicionalmente , algunos moriscos aparecen como prestamistas de nobles y clérigos ; pero , sin duda , uno de los datos más interesantes es el que se refiere al nivel cultural de los moriscos , que constituyen una comunidad muy alfabetizada ( 72,3% de media que saben firmar ) , comprobando con asombro que los moriscos , descendientes de los viejos mudéjares , habían logrado un grado de alfabetización incluso superior al de la población cristiano - vieja .

Hakim
Admin
Admin

Masculino
Cantidad de envíos : 297
Edad : 38
Localización : BarceLona
Puntos : 785
Fecha de inscripción : 24/02/2008

http://estilodevida.mejorforo.net

Volver arriba Ir abajo

Re: ** LOS MORISCOS **

Mensaje  Hakim el Vie 31 Jul 2009, 21:45

Pero el panorama cultural de la minoría morisca aparece notablemente enriquecido , si a estos datos unimos el testimonio que nos proporciona la intensa actividad literaria de los moriscos , de la que se nos conserva más de doscientos manuscritos aljamiados , a pesar de la persecución , por parte de la Inquisición , a los que escribían y propagaban sus propias obras , y a pesar de las inmensas pérdidas de su fondo bibliográfico ( destrucción intencionada por parte de la Inquisición , abandono al azar cuando la expulsión , más otros muchos avatares y contingencias ) . A los moriscos , naturalmente , les estaba vedada la práctica y el estudio de las ciencias jurídico - religiosas , con ánimo de aparentarles de la doctrina islámica . Por eso no es de extrañar que la mayor parte de la producción literaria aljamiado - morisca , con el deseo de defender su fe frente a los ataques cristianos , sea fundamentalmente religiosa .



En efecto , la principal preocupación que se manifiesta en la actividad literaria de los moriscos , tal como se deduce de sus códices , es la religiosa , pero entendiendo “ religión “ , no en un sentido estricto al estilo del mundo occidental , sino en su sentido totalizador , es decir , que debajo de dicho rótulo todo o casi todo tiene cabida : las creencias , precisiones sobre gestos y comportamientos , leyendas tradicionales ilustrativas , hechos de la vida profana , etc. . No es , pues , sorprendente que en estos códices se hallen más páginas dedicadas a lo que , desde nuestra perspectiva occidental , llamaríamos materia profana que a la materia propiamente religiosa , y esta circunstancia es la que presenta para nosotros su especial interés desde un punto de vista , no sólo testimonial , sino también literario . El interés , pues , fundamental del estudio de estos manuscritos escriba en permitir revelar lo que constituyó la auténtica atmósfera cultural y espiritual , que aunque comprimida por la vicisitudes de la época , se mantuvo y fue transmitida entre los miembros de la comunidad musulmana española de los siglos XV , XVI y XVII . La propia valoración que ellos hacían de su acervo cultural , religioso y moral contrasta , como es evidente , con la de sus detractores , clave que celosamente guardaron , que hoy nos permite comprender mejor la actitud general que en su entorno se producía , y eslabón aún hoy , poco conocido , de usos de nuestra lengua y literatura que los moriscos hubieron de sintetizar . Estamos , pues , muy lejos de esa transcendencia absoluta proclama por el dogma cristiano y afirmada por las filosofías occidentales . Por el contrario , uno de los aspectos esenciales de la sacrilidad islámica es la de estar íntimamente ligada a las actividades “ profanas “ del creyente . Y como es natural esta especial concepción es la que se refleja en la literatura aljamiado - morisca .



Efectivamente , bastará recordar algunas de las producciones literarias más importantes de los moriscos para poner de relieve las afirmaciones anteriores : Dentro de la abundante narrativa aljamiada ( novelas , cuentos , leyendas ) cabe señalar : el abigarrado Recontamiento del rey Alisandre , publicado por A. R. Nylk , en el que narran las fabulosas aventuras que la tradición musulmana atribuye al mítico Alejandro Magno , en donde no faltan montes , aves y árboles que hablan , ciudades flotantes , fieras espantosas , ríos de piedras preciosas , y toda clase de objetos extravagantes ; la novela titulada El arrepentimiento del desdichado , colección de estampas e historias realistas , reflejo de la vida española del siglo XVI , hilvanadas mediante la ficción de un viaje que realiza el descarriado por el camino amplio y fácil del mundo , por el que va asomándose a la vida entretenida de una gran ciudad ( representaciones de comedias , escenas amorosas , galanteos a la orilla del Guadalquivir , saraos , fiestas de sociedad , etc. ) ; La historia de los amores de París y Viana , editada y estudiada por mí , una de las novelas caballerescas de mayor éxito en la Europa occidental , y que servía para deleitar igualmente a los moriscos ; el Libro de las batallas , que publiqué y estudié en otra ocasión , conjunto de composiciones épico - caballerescas , tradicionales y maravillosas , en que se narran , noveladas , las expediciones guerreras de los primeros tiempos del Islam , y en la que la triunfal epopeya de los comienzos del Islam va enriqueciéndose , al rodar de la tradición , con elementos fabulosos , hasta llegar las versiones moriscas ; la deliciosa novelita titulada El baño de Zarieb , cuya acción se sitúa en Córdoba , pero cuyo original árabe encontramos en autores orientales como Yaqut , según demostró don Miguel Asín , pero que supera , sin duda , a sus modelos orientales al introducir curiosos pormenores acerca de la vida doméstica de los musulmanes andaluces en los años de mayor explendor del califato , ya que la acción se sitúa en la época de Almanzor el Victorioso ; la Leyenda deYuçuf , en la que se narra , como en el poema del mismo nombre del mismo nombre , la historia de José , hijo de Jacob , según la versión coránica ; la Leyenda de Muça con Yukub el carnicero , que puede relacionarse con El condenado por desconfiado de Tirso de Molina , según a puesto de relieve R. Menéndez Pidal ; la Leyenda de los dos amigos , de origen oriental y que encontramos ya en el Decameron de Boccaccio ; la Leyenda de la doncella Arcayona , que narra el tema tradicional de la muchacha inocente falsamente acusada , a quien se le amputan las manos y es conducida a un bosque para ser matada o exiliada ; la Leyenda del alárabe y la doncella , en que se cuenta la patética historia de la niña que al nacer debía ser degollada , conforme a la práctica del regalo de la espada ; el Recontamiento de Tamim Addar , compañero de Mahoma , que tras un viaje a la región de los genios regresa a nuestro mundo para explicar sus vivencias , y que parece uno de los más bellos relatos de Las mil y una noches ; la Estoria de la ciudad de Al latón y de los alcáncames , basada en un cuento bien conocido de las mil y una noches ; la Leyenda del milagro de la luna , en la que se narra el fabuloso portento de Mahoma , que , en presencia del rey Habib , hace desaparecer y volver a aparecer la luna , la hace descender para adorar la Caaba y dar siete vueltas a su alrededor , penetrar por una manga del profeta y salir por la otra , etc. ; la Leyenda de Alidajal el malo y el día del juicio incluida en el Alkitab de Samarqandi , y que relata la historia , según la interpretación musulmana , del Anticristo , que vendrá a la zaquería del mundo , y de las tribulaciones del juicio final .



Con esta leyenda , precisamente , entramos en otro gran capítulo de la literatura aljamiada , el que trata de temas escatológicos , y en que podemos reunir toda una serie de escritos en los que se recoge el conjunto de creencias y doctrinas musulmanas , con notables amplificaciones moriscas , referidas a la vida de ultratumba . Recordemos aquí la Estoria del día del juicio , repetida en varios manuscritos , en la que se nos describen los caminos de la gloria y del infierno , o la Ascensión de Mahoma a los cielos , leyenda también muy difundida e impregnada de poética belleza , según la cual el profeta a caballo de Alborac , sube , como el cantor de Beatriz , de circulo en círculo celeste , los recorre triunfalmente , ve ante sus ojos cómo se desgarra el velo que cubre el rostro de Dios , y siente sobre sus hombros la gélida presión de la mano divina al posarse en ellos al instante .



Otro interesante capítulo es la literatura aljamiada comprende una serie numerosa de narraciones que se refieren a diversos personajes bíblicos , según la interpretación coránica de los mismos , amplificada por la tradición musulmana y las nuevas aportaciones moriscas . Entre estas narraciones debemos recordar las siguientes : La leyenda de Ibrahim ( o Abraham ) , la Historia del sacrificio de Ismael , Las demandas de Muça ( o Moisés ) , la Leyenda de Muça con la paloma y el halcón , la Historia de un juicio de Çulayman , o las numerosas leyendas sobre la vida de Jesús , Nacimiento de Iça ( o Jesús ) , historia de Iça y del hijo de una vieja , Jesús y la calavera , Historia que acaeció en tiempos de Iça , Jesús resucita a Sem hijo de Noé , Historia del rey Jesús , etc.

Hakim
Admin
Admin

Masculino
Cantidad de envíos : 297
Edad : 38
Localización : BarceLona
Puntos : 785
Fecha de inscripción : 24/02/2008

http://estilodevida.mejorforo.net

Volver arriba Ir abajo

Re: ** LOS MORISCOS **

Mensaje  Hakim el Vie 31 Jul 2009, 21:46

Todas estas narraciones , juntamente con las que se refieren a la vida de Mahoma o la de la de algunos de sus más fieles compañeros , como el Libro de las luces , genealogía y biografía del profeta , la Historia del nacimiento de Muhammad , el Recontamiento de la muerte del escogido Muhammad , la Leyenda del lagarto que hablo a Muhammad , la Leyenda de la muerte de Bilel ybnu Hamamah , pregonero del annabi Muhammad , la leyenda de la conversión de Omar , el Recontamiento del hijo de Omar con la judía o la Leyenda del Çilman Alfaraçio , constituyen una especie de Historia Sagrada de los moriscos .



La literatura de viajes también tiene su representación en los escritos de los moriscos . En razón de la brevedad , sólo recordaré aquí dos piezas , que se encuentran en un manuscrito de la Biblioteca Nacional de París : el Itinerario de España a Turquía , y sobre todo los deliciosos Avisos para el caminante , en que se puntualizan las provisiones necesarias para un viaje , los lugares difíciles , los que son peligrosos o los que , por el contrario , acogen con agrado a los moriscos , las ciudades en que se puede cambiar moneda , los puertos en que se debe embarcar , etc.



Más importante es el capítulo de la prosadidáctica , que comprende una serie interesante de obras , en las se trata de encaminar al lector hacia la vida recta y prudente conducta , tales como Los castigos de Alí , Los castigos de Alhaquim a su hijo , Los castigos del hijo de Edam , El libro y traslado de buenas doctrinas y castigos y buenas costumbres , o los preciosos ejemplarios , de estilo medieval , como los que llevan por título Libro de preicas y exemplos y doctrinas para medecinar el alma y amar la otra vida y aborrecer este mundo o Castigos para las gentes , que comienzan por estas palabras : “ Éste es el libro de grandes predicaciones y castigos y dexemplos para las gentes “.



Pero los moriscos , atribulados por su condición de pueblo sojuzgados , gustaba también de otro tipo de escritos que les abrían puertas de esperanza a su desdichada situación , y algunos , como el más notable de los emigrados a África , el poeta llamado el Maestro Juan Alfonso , exclamaba sañudo contra los españoles :



Cuerbo maldito español

pestífero canzerbero,

qu&acute;estás con tus tres cabezas

a la puerta del ynfierno;



apostrofaban a España llamándola “ quebrantadora de las cosas que juraste “ , y a los eclesiásticos “ lobos robadores sin bondad , su oficio es soberbia y grandía y sodomía y luxuria y blasfemia y reneganzas y pompa y vanagloria y tiranía y robamiento y sinjusticia “ . Con menor acritud otro morisco exclamaba :



Razón duerme ,

trayzión bela ,

justizia falta ,

malizia reina .



Y para remediar tantos males , veían en la pujanza de las armas turcas , que durante el siglo XVI amenazaban Europa , la liberación de su estado , para lo cual utilizaron ciertos “ plantos “ y profecías atribuidas a San Isidoro , que corrían por Castilla en esta centuria , y que , acomodadas a su intento , anunciaban la destrucción de España por obra de los turcos . Y para desvelar los secretos de cada día y prevenirse de los infortunios cotidianos , circularon entre los moriscos libros y tratados de creencias populares como el Libro de dichos maravillosos , extraordinario tratado que contiene un conjunto asombroso de recetas mágicas , fórmulas y signos cabalísticos , conjuros , adivinaciones , prácticas supersticiosas de todas clases , etc. , aplicables a multitud de fines ; el Libro de las suertes , compendio en el cual se explica el medio de averiguar el resultado favorable o adverso que tendrá cualquier asunto o empresa que se vaya a iniciar ; el Alquitab del conto de Du - l - qarnain , libro de sortilegios y pronósticos , resto del juego u oráculo de los dardo de los árabes antiguos ; el Libro de los sueños , tratado de oniromancia ; más toda clase de conjuros diversos , adivinanzas por el “ cuento de los nombres “ , remedios contra las calamidades de la naturaleza , etc.



Pero los moriscos no estaban abandonados sólo a estas prácticas supersticiosas . El carácter religioso , que separaba a los moriscos de los hispanocristianos , da lugar a un abundante literatura de polémica anticristiana o antijudía , que han estudiado Louis y Denise Cardaillac . Y para mantener viva la llama de la fe musulmana , escriben numerosos tratados sobre la creencia y los principios de la religión del Islam , siguiendo , por lo general , la doctrina tradicionalista de Malik , dominante en África y en la España musulmana , sin que por eso dejara de ser explicada también la de Abu Hanifa , preferida por los turcos , y más racionalistas .



Los espíritus religiosos más exaltados , entre los moriscos , cultivaron la literatura ascética y mística . Buen ejemplo de ello son los escritos del morisco conocido con el nombre de el Mancebo de Arévalo , y cuyas obras , la Tafçira o exposición de preceptos , ritos y tradiciones musulmanas , y el Sumario de la relación y el ejercicio espiritual según la doctrina de Algacel y otros místicos musulmanes , son de sumo interés para el conocimiento de la historia y de las creencias religiosas de los moriscos españoles durante el siglo XVI.



Religión y derecho , por otra parte , son materias apenas separables en la sociedad musulmana , como nos pone de relieve la propia Tafçira del Mancebo de Arévalo . No obstante la literatura propiamente jurídica está representada individualmente por una serie de documentos notariales , en los que se recogen detallados negocios jurídicos realizados por diferentes moriscos ( compra - ventas , préstamos , arrendamientos , herencias , contratos matrimoniales , etc. ) , que fueron editados y estudiados por Hoenerbach , y que son reflejo de la vida civil real de los moriscos , así como por varios compendios doctrinales entre los que podemos citar las Leyes de moros , publicadas por Gayangos , y El Atafría de Ibn Jalab .



Además de esta abundante producción prosaria , la actividad poética de los moriscos nos proporciona , ya en el siglo XV , una de las más importantes muestra de la literatura aljamiada : el Poema de Yuçuf , escrito en cuaderna vía , que narra la historia bíblica de José según las amplificaciones introducidas por la exégesis coránica a la sura 12 , y que fue publicado y analizado detalladamente por R. Menéndez Pidal . Algunos de sus pasajes no desmerecen , en calidad poética , de las obras de Berceo o de otros autores del mester de clerecía : cuando los hermanos de José logran del padre el permiso para llevarse con ellos al muchacho , dice , por ejemplo , el autor del Poema:



Atanto dixieron de palabras piadosas ,

atanto le prometieron de palabras fermosas ,

qu - él les dio el niño i díxoles sus oras ,

que lo catase Allah de manos engañosas .



Del mismo siglo que el Poema de Yuçuf es la Almadha de alabança al annabi Muhammad , escrita igualmente en cuaderna vía , y que comienza con la misma estrofa que el Poema :



Los loores son ad - Allah , el alto verdadero ,

onrado i cumplido , señor muy derechero ,

señor de todo el mundo , uno solo i señero ,

franco , poderoso , ordenador certero .

Hakim
Admin
Admin

Masculino
Cantidad de envíos : 297
Edad : 38
Localización : BarceLona
Puntos : 785
Fecha de inscripción : 24/02/2008

http://estilodevida.mejorforo.net

Volver arriba Ir abajo

Re: ** LOS MORISCOS **

Mensaje  Hakim el Vie 31 Jul 2009, 21:46

Esta obra en alabanza de Mahoma conoció diversas recensiones que culminan en 1603 con la Historia genealógica de Mahoma del más conocido poeta morisco , Muhammad Rabadán , natural de Rueda del Río Jalón , en la que ofrece una versión libre de la obra que compuso en árabe Abu - l - Hasan al - Basrí . La inspiración de Rabadán modula sus tonos con admirable facilidad , y usa , por ejemplo , de sabios colores cuando el ángel de la muerte viene a albriciar a Abraham de parte de Dios :



Yo soy quien mi nombre temen

quantos memoran mi nombre ,

desde la más baxa tierra

hasta las más altas torres .

Yo soy el que nadi esenta

de mis amargas pasiones :

A todos los hago iguales ,

a los grandes y menores ,

desde el labrador más baxo

al emperador más noble ,

y desde el más alto rey

a los más baxos pastores .

Yo soy la sola atalaya ,

que a mi vista no se asconde

criatura que alma tenga ,

ni cosa que vida goze ;

el que las copiosas huestes

acaba , deshace y rompe ;

y el que los cuerpos despoja

de sus amados arrohes ...



Otro poema morisco escribió también , en verso , un relato de la peregrinación a la Meca : Las coplas del alhichante del Puey Monzón , que publicó Mariano Pano . Poeta morisco , de nombre conocido , muy antiguo es Mahomat al - Xartosí , del cual nos queda testimonio en el Cancionero de Baena .



Otros poetas moriscos , cuyos nombres conocemos , son también el ya citado Juan Alfonso e Ibrahim de Bulfad , “ beçino de Arjel , çiego de la bista corporal , y alumbrado de la del coraçón y entendimiento “ , según reza el encabezamiento de su manuscrito , y que expuso , en quintillas , la doctrina musulmana , de las cuales citaré estas encaminadas a probar la existencia de Dios :



Y el testimonio de aber

Señor Dios forçossamente ,

es lo criado , y tener

color , tiempo y fallecer ,

como el vivir de la jente .

Pues ya en lo criado bemos

no ay obras sin causador :

de donde claro entendemos

que aqueste ser que tenemos

sin duda tiene obrador .



En la “ comentaçión “ hecha a este tratado explica la difícil cuestión del libre albedrío en esta octava :



Y pues que Dios el escoger te á dado ,

aunque no te lo dio absolutamente ,

pues con el entendimiento te á criado

dándote natural tan exçelente ,

mira a quál de los dos te as ynclinado ,

quál te pareçe qu&acute;és más combiniente :

goçar de vida eterna y bien eterno ,

penar para siempre en el ynfierno .



Otros poemas anónimos dignos de mención son unas Coplas en alabança del - adí del - aliçlam , en zéjeles híbridos :



Allah ya rabí ,

Ya Muhammad darabí ,

Ya verdadero annabí ,

de arabí , de arabí .

Es Allah solo y señero ,

de sin ningún aparçero ,

y Muhamad su mensajero ,

que todo fue verdadero

i el - aliçlam mi adín .

Allah ya rabí

ya Muhammad darabí ,

ya verdadero annabí

de arabí , de arabí ;



o las sentencias tituladas Dichos de sabios , atribuidas a los supuestos tradicionalmente sabios de Grecia , que comienzan así :



Mírate todos los días

que vivieres al espejo ;

toma de mí este consejo .



Si juzgas qu - estás hermoso ,

sin hallar en ti çoçobras

pareççan a ti tus obras .



Como a tus padres tratares ,

bien o mal con letijo ,

eso espera de tus hijos .



Cuando tuvieres riquezas

para que tengas abrigos

gana con - ellas amigos.



El arte de la literatura aljamiado - morisca es , ciertamente , elemental y sobrio , pero no por eso menos flexible y expresivo . No encontramos en él la variedad estilística ni la complejidad que ofrecen las obras eruditas . Sin embargo , algún crítico , especialmente sensible y experto , gran conocedor del pensamiento semítico , como Leopoldo Azancot , ha sabido apreciar los especiales encantos de la prosa aljamiada , por ejemplo , del Libro de las batallas : “ Aparte de su valor literario y de su capacidad para provocar una muy especial ensoñación poética ... este conjunto de composiciones épico - caballerescas , tradicionales y maravillosas , que narran de modo novelado las primeras expediciones guerreras del Islam , sorprenderán a los lectores con su desabrida fantasía “ . En otras ocasiones yo he ejemplificado con textos del Libro de las batallas el valor literario de la obra morisca . Pero creo ahora que el juicio de Leopoldo Azancot es lo suficientemente expresivo por lo que pienso que no es necesario , en esta ocasión , recordar estos pasajes del notable libro morisco . Sin embargo , no me resisto a citar aquí un pequeño testimonio del Libro de las batallas , así como algún otro ejemplo , extraído al azar , de otros textos aljamiados .



Del primero recordemos un bellísimo pasaje , en que el viento es portador de nuevas como en el grant chant courtois :



“ I fincó así Halid . I cuando vino la noche sobr - él , alçó su cabeça enta el çielo , i paró mientres a las estrellas mecçladas unas con otras ; i cuando durmieron los ojos , i no fincó en las casas ( cielo y tierra ) sino el vivo mantenible , i pasó sobr - él un aire de parte de sol poniente enta el sol saliente ; i púsose a dezir aqueste asi&acute;ra ( = verso ) : - Cuando oyrás , ¡ ya ayre ! , quien hará a&acute;ssala ( = oración ) sobre Muhammad , ¡ por Allah ! , ¡ ya ayre ! , que los vesites a mis amados , y llegáles de mi el - aççalam ( = saludo ) ennobleçido de parte mía , que yo soy deseant a ellos .



En otro caso , en el Recontamiento del rey Alisandre , traducción aljamiada del árabe , se describe así con expresiva belleza el episodio de las ciudades bíblicas de Gog y Magog de la siguiente forma :



Dixeron :

¡ Ya Du - l Qarnayni ! ( Alejandro Magno ) que los de Juji ( Gog ) i Majuji ( Magno ) son afollantes en las tierras : ¿ ea si ponemos a tú rendas ( tributos ) sobre en que pongas entre nos i ellos açud ( muralla ) ?



Dixo :

Lo que m&acute;á dado lugar mi señor es mejor : ayudadme con fuerça , i porné entre vosotros i entr - ellos açud ( muralla ) ; empero , venidme con azoras ( trozos ) de fierro fasta que cuando será igualado entre las dos montañas , dixo :

Suflad en - él.

fasta que cuando lo pusieron caliente , dixo :

Venidme , i vaciaré sor - él cobre regalado ( derretido ) , i no podrán ende mostrarse , no podrán a él foradar .



Nótese , de una parte , el empleo de la palabra tradicional regalar “ derretir “ , que , con sus vocales abiertas , es mucho más sonora y poética que el término correspondiente fundir : cobre fundido puede ser un tecnicismo de Altos Hornos ; cobre regalado lo dice un poeta .



De otro lado , he aquí algunos pasajes , de indudable valor poético , de una obra de libre invención , no traducida del árabe , el Sumario de la religión y ejercicio espiritual del Mancebo de Arévalo :



<< Ea suavísimo criador de toda cosa , morteficad en mí todo lo que a vos plaze , y - apartad de mí todo lo que infiçiona , vuestro querer ; dadme umildad establé dadme , Señor alegre mansedumbre , Señor , dadme pazencia ençendida en caridad ; Señor dad a mi lengua y - a todos mis miembros i sentidos corporales una perfeta i santa continencia ; Señor dadme pureza , desnudeç i libertad interior , y entendimiento i íntimo recoximiento ; regalad i conformad mi espíritu en vuestro íntimo querer ; i porque yo no soy çufiçiente para alabaros , quered vos , Señor perfectamente ser alabado . En mi estoy , Señor çierto que si en mí sólo estuviera todo el amor de tus criaturas , que a vos sólo , mi grande Allah , lo daría con íntimo y puro coraçon . ¡ O Señor , Allah , amado ,prençipio mío ! ¡ O esençia suavemente sençilla i serena ! ¡ Ya agradable ! ¡ O abismo suave i deleytoso i deseable ! ¡ O alegría i suave luz de todas las almas ! ¡ O río de estimable deleyte ! ¡ O piélago de nefable consuelo ! ¡ O afenidad plenísima de todos los bienes ! ¡ O Señor de toda abastanza ! .

Hakim
Admin
Admin

Masculino
Cantidad de envíos : 297
Edad : 38
Localización : BarceLona
Puntos : 785
Fecha de inscripción : 24/02/2008

http://estilodevida.mejorforo.net

Volver arriba Ir abajo

Re: ** LOS MORISCOS **

Mensaje  Hakim el Vie 31 Jul 2009, 21:47

<< Una de las prençipales ecçelençias que tiene la oraçión es que se puede ejerçitar en su contenplaçión todos awtos virtuosos ... Allí es neçesario ya que acuda y - entrevenga todo awto de virtud i prudençia , porque allí el onbre se umilla ante aquella soberana majestad , allí afirma su esperança , allí cree , allí espera , allí ama , allí teme , allí reverençia , allí alaba , allí da graçias por los benefiçios reçibidos , allí se refina y - ofrece ante la suma bondad , allí se acusa y - allí se arrepiente de sus pecados , i allí propone la imienda d - ellos , y - allí se refirma , y - allí en su determinación para todobienefiçio espiritual ; allí pide graçias y - esfuerço ara todo el bien de su alma ; y - allí ruega , no solamente por sí mismo , mas aun por todos sus bienquistos , vivos y muertos , ejerçitando en esto las obras de virtud >> .



Y como ejemplo de un estilo barroco recordemos este párrafo :



<< Agamos , Señor , un tal echo , si vos plaçe , que vos , Señor , tengais cuidado de mi alma , I yo tendré uçida mi poemança , cuanto abaste mi poderío , i la que no vuelva más enta a infusión cuando os ampare de tal manera , que todo sea convertido en vuestro dulcísimo amor . ¡ O vida sin la cual no vivo ! ¡ O lumbre sin la cual ando en tinieblas ! >> .



Finalmente , recordemos cómo describe la Mora de Ubeda el lugar dónde habita Jusef Benegas , convirtiendo la vulgar dirección postal de una persona en un bello pasaje poético :



<< Es una morada en la cuesta de la iguera , una lengua de Granada , a donde tiene una alquería , la más adornada que ay en todas las límites d - esta nuestra vega >>.



Ahora bien , si la mayoría de los textos de la literatura española aljamiado - morisca es de estilo tradicional , también entre los moriscos se practicó deliberadamente un tipo de literatura individual más artificiosa , al que podemos y debemos aplicar sus propios y peculiares métodos . Tal es el caso ( además de los pasajes citados del Mancebo de Arévalo ) de un notable soneto de un morisco expulsado de Túnez , más conceptista que barroco , que bien puede figurar al lado de los más dignos de nuestro siglo de Oro :



Dios , que a los suyos padeciendo mira

muerte en la vida y en el cuerpo ynfierno

por pecados de padre sin gobierno

por la causa que a su globo admira ,

alça la ardiente espada de su yra ;

y como criador y amante tierno

no es , siendo eterno , en la bagança eterno ,

que al descanso piadoso la retira :

Del Faraón de Spaña ablanda el pecho ,

y a su pesar les da en el mar camino ,

que stá de berde flores prado hecho :

y en buestro yngenio raro y peregrino

dándole luz de Dios tanto probecho

que ya no soys mortal , sino dibino .



En otra ocasión he comentado , con mayor o menor fortuna , este poema de la misma forma que habría comentado , por ejemplo , un soneto de Quevedo o de Góngora . Y es evidente que nuestro morisco sale airoso , y bien airoso , de la prueba crítica .



Por cuanto acabamos de ver , creo que no se puede hablar de una pérdida de la identidad morisca . Por el contrario una elite culta mantuvo viva la llama cultural islámica , que fue celosamente transmitida entre los miembros de la comunidad musulmana . Por tal razón F. Braudel piensa que la expulsión tuvo lugar porque el morisco se mostraba irreductible a la religión y a la cultura dominante en España . Sin embargo , frente a esta opinión , cree recientemente F. Márquez Villanueva que el morisco era dúctil , y que en trance de asimilación , practicaba una religión residual :



“ El islamismo de los moriscos estaba sometido a inexorable desgaste y con frecuencia no iba más allá de la abstención de carne porcinas y las degeneraciones supersticiosas tan ampliamente acogidas en la biblioteca aljamiada . Aislado y carente de jefatura intelectual , el Islam español se hallaba herido de muerte “ .



Una disyuntiva , planteada en tales términos extremos , es , a mi juicio , demasiado simplista . La realidad es indudablemente mucho más compleja .



F. Márquez Villanueva , en el párrafo anteriormente citado , alude a la “ biblioteca aljamiada “ , en donde , según él , aparecen ampliamente acogidas las degeraciones supersticiosas . Creo que es un juicio equivocado , fruto de falta de información . Por lo que se deduce del aparato crítico de su obra , la única fuente que F. Márquez Villanueva utiliza en relación con la literatura aljamiada es el viejo y superado discurso de E. Saavedra , en donde se afirma que los moriscos veían “ su esperanza alentada con la Alguacía , así como con ciertos pronósticos , tomados ya de jofores arábigos de los Alpujarreños , ya de ciertos llantos y profecías atribuidas a San Isidro , que corrían por Castilla durante el siglo XVI . Pero a este respecto hay que notar que los jofores a que alude Saavedra no pertenecen a la literatura aljamiada ( pues son mucho más antiguos ) , y los llantos y profecías ( Profecías de Fray Juan de Rocaçia , Profecía de Sat Esidro , Llanto de España , etc. ) , como bien indica Saavedra , corrían por la España cristiana , y su cultura pertenecían , pues los moriscos , como añade Saavedra , sólo hicieron acomodarlas a su propio intento . He aquí un pasaje de la Historia de Carlos V , de P. de Sandoval , que acredita este extremo :



“ Estavan las cosas de España tan turbadas , los hombres tan desatinados , que no parecía sino açote del cielo , y que venía sobre estos reynos otra destrución y acabamiento peor , que la que fue en tiempo del Rey Don Rodrigo . Creyan en agüeros , echavan juyzios y pronósticos amenazando grandes males . Inventaron algunos demonios no sé qué prophecías , que dezían eran de San Isidro , Arçobispo de Sevilla , otras de Fray Juan de Rocacelsa ... , y otros Dotores ... , Llantos o plantoso que lloró San Isidro sobre España . Y en todas ellas tantos anuncios malos de calamidades y destrucción de España , que atemorizavan las gentes , y andavan pasmados . Helas visto y leydo , y sontantos los desatinos que tienen ,que no merecen ponerse aquí ... Particularmente creyan los ignorantes en unaque dezía , que avía de reynar en España uno que se llamaría Carlos , y que avía de destruir el Reyno y assolan las ciudades . Pero que un Infante de Portugal le avía de vencer , y echar del Reyno ... Tales obras haze la pasión ciega , y tales desatinos persuade “ .



Por tanto las “ degeneraciones supersticiosas “ eran acogidas , por igual , por cristianos viejos y cristianos nuevos . Pero es que además la literatura aljamiada en general , y la mística y religiosas en particular , como he señalado anteriormente , va mucho más allá de esos anecdóticos textos que señala Saavedra .



En otro caso , hemos de tener en cuenta que F. Márquez Villanueva menciona , en dos ocasiones , en cita general sin especial contenido , al P. Longás : “ en avance por la senda que en su día abrieron Saavedra , Ribera , Asín y el P. Longás “ . Pero lo curioso es que , a pesar del crédito que concede a estos arabistas , no utiliza la bibliografía de ninguno de ellos , y el P. Longás es autor de una obra fundamental , La vida religiosa de los moriscos , ( en donde se estudia el problema “ de modo inmejorable “ según criterio de J. Caro Baroja ) , que si la hubiese consultado F. Márquez Villanueva , sin duda habría opinado de otra forma , pues , utilizando como única fuente los textos aljamiados , analiza el P. Longás minuciosamente la vida religiosa de este grupo minoritario , y llega a la conclusión de “ la persistencia de los moriscos tanto granadinos como valencianos y aragoneses , en las prácticas musulmanas ... , no obstante las disposiciones restrictivas de libertad , adoptadas por reyes y prelados , y la función fiscalizadora del Santo Oficio “ , lo que es prueba para el P. Longás de la ineficacia de los procedimientos empleados para que aquellos se instruyesen en la fe verdadera y la abrazasen “ . Y resume así la actitud de los moriscos respecto a su propia religión :



“ Fortuna ha sido que de esa literatura aljamiada aún se conservan suficientes materiales para reconstruir el cuadro de su vida religiosa que forzosamente hubo de desenvolverse entre sombras y de esquiva manera : no podía ser otra la conducta de quienes , aun habiendo recibido el bautismo y comenzando a profesar en apariencia la fe cristiana , mantenían viva e incólume en sus almas la creencia en el Islam . Las leves diferencias o pequeñas omisiones que los moriscos introdujeron en la observancia de las cremonias del culto mahometano , nada prueban en contra de su exaltado sentimiento religioso ; y atendidas las trabas que a su libre ejercicio les fundo arraigo del Islam entre ellos ( los subrayados son míos ) “ .



Es cierto que muchos moriscos pertenecientes a las capas culturales más bajas , reducirían al mínimo sus prácticas religiosas , pero no en menor medida que lo harían los cristianos viejos más incultos con respecto a su religión cristiana . Es vano , sin duda , pretender encontrar en todas las capas sociales creencias religiosas arraigadas . La religiosidad , y en general el grado de cultura de un pueblo , debe medirse según la actividad y producción de la elite intelectual .



Sentados estos principios , creo que el problema de las causas que determinan la expulsión de los moriscos deberá matizarse con rigor y finura .



Efectivamente , en el proceso de integración , que no de asimilación , de la minoría morisca hemos de distinguir dos etapas diferentes , en un desarrollo de ida y vuelta . En un primer momento parece evidente que hubo , sin duda , algunos moriscos que abrazaron sinceramente la religión cristiana , y desde su nueva situación trataron de reducir las diferencias externas más notables entre las dos religiones monoteístas , como ya he tratado de poner de relieve en otra ocasión . Es también evidente , que bajo las mismas circunstancias , muchos moriscos creyeron en la posibilidad de integrarse , sin perder su personalidad y manteniendo sus hábitos y costumbres , dentro de la mayoría cristiana . Pero este intento de integración , que , insisto , no de asimilación de una parte de la sociedad española y de sus representantes más intransigentes . Las clases populares veían en los moriscos un grupo social competente , sólo defendido por la alta burguesía y la nobleza . Las autoridades estatales , ávidas de ingresos crecientes , a las tasas que debían de pagar los moriscos , en tanto que descendientes de los mudéjares , se les agrega bien pronto nuevas cargas , como la farda , que sólo debía ser pagada por los cristianos nuevos , y que fue creada en 1510 . Esta desigualdad fiscal , unida a la intransigencia de las clases inferiores , determina que , al fin , los moriscos pierdan toda esperanza de reconocimiento de la igualdad social , dentro de las diferencias culturales específicas , lo que les lleva a revitalizar las creencias religiosas y centrar su actividad humana en la adquisición de la riquezas para con ellas lograr , si no el reconocimiento social , al menos el bienestar personal . Eso explica actitudes como la del Mancebo de Arévalo , que , después de haber sido su madre cristiana durante treinta años , como él confiesa , y haber recibido , sin duda , una educación clerical ( como prueba sus latines y hebreos ) , decida , después de la mitad del siglo XVI , convertirse en ferviente propagandista del Islam , por medio de sus apasionados escritos . O actitudes como la del famoso poeta Juan Alfonso , aragonés , que , siendo hijo de cristianos nuevos , decide abandonar una posición económica cómoda , emigra a Tetuán , para volver a sus viejas raíces islámicas , “ y dexando rentas exçeçibas , se contentó con el trabaxo de la persona , ocupado en ganar su sustento miserable “ .



Pero sin duda , el testimonio más significativo de esta reacción es la eclosión de la literatura aljamiado - morisca , que se produce precisamente en la segunda mitad del siglo XVI , y especialmente en el último cuarto de esa centuria . Después de las primeras manifestaciones de la literatura aljamiada , durante el siglo XV , sigue un largo silencio , que corresponde , sin duda , al período de sincero intento de integración por parte de los moriscos . Pero cuando la población morisca se vio rechazada socialmente , y perseguida por la Inquisición , reacciona reafirmando y reavivando su identidad islámica , y por ello reemprende una intensa labor literaria , con ánimo de adoctrinar y mantener viva la fe lo que , sin duda , determino su expulsión definitiva .



En resumen , frente a los que , como Márquez Villanueva , mantienen la tesis tradicional y ofrecen la imagen de un morisco sin personalidad , en vías de asimilación , yo he defendido desde siempre , y defiendo ahora , la realidad de una comunidad morisca , en la que aflora una élite ilustrada , compuesta de todos los elementos de una sociedad burguesa , sociedad que en algunos aspectos supera incluso a la de los cristianos viejos , como en el grado de alfabetización de algunas regiones , y , sobre todo , en la práctica de la medicina , que obtiene éxitos tan notorios como la curación de Felipe III , deshuciado por los médicos cristianos - viejos .

..

Hakim
Admin
Admin

Masculino
Cantidad de envíos : 297
Edad : 38
Localización : BarceLona
Puntos : 785
Fecha de inscripción : 24/02/2008

http://estilodevida.mejorforo.net

Volver arriba Ir abajo

Re: ** LOS MORISCOS **

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.